efecto-vertigo

Efecto vértigo: conoce todo sobre este recurso cinematográfico

Logo 35mm

Vamos a profundizar en un recurso muy utilizado en el cine para transmitir tensión dramática o una sensación de mareo e inestabilidad. Se trata del efecto vértigo o Dolly Zoom, una técnica cinematográfica que consiste en combinar un zoom hacia atrás con un travelling hacia delante, o a la inversa, un zoom hacia delante con un travelling hacia atrás.

Si quieres conocer en profundidad este recurso tan útil para el lenguaje cinematográfico, continúa leyendo. No solo te explicaremos como realizarlo, también compartiremos contigo algunas de las mejores secuencias del cine donde se ha utilizado.

 

Zoom y travelling 

Si no tienes demasiados conocimientos sobre el manejo de una cámara de video y no estás familiarizado con términos como zoom o travelling, a continuación, te ofrecemos una explicación básica y sencilla para que vayas entrando en materia. 

Antes de lanzarte a la aventura y realizar el efecto vértigo con tu cámara debes conocer las diferencias entre el travelling y el zoom, dos términos imprescindibles en el cine y que vas a entender rápidamente.

El zoom es el objetivo de distancia focal variable que nos permite simular desplazamientos de cámara hacia delante y hacia atrás sin tener que desplazarnos físicamente. Es decir, la cámara no se mueve, se mueven las lentes.

El travelling, en cambio, es una técnica que consiste en desplazar físicamente la cámara. Habitualmente, esta se monta sobre una plataforma con ruedas que se desliza sobre un sistema de railes. Este sistema permite acercar o alejar la cámara del sujeto u objeto que deseamos captar con la máxima suavidad de movimiento.

A pesar de que a simple vista el resultado con ambas técnicas puede resultar parecido, existen importantes diferencias, sobre todo en su ejecución. 

Cuando realizamos un zoom in (hacia delante) el personaje u objeto se hace más grande pero el tamaño de los objetos que tiene a su alrededor apenas cambian.  Sin embargo, en un travelling in (desplazamiento hacia delante) cambiamos de perspectiva y por lo tanto el personaje, así como su entorno, cambian de proporción

Con el travelling obtenemos un resultado mucho más natural porque realmente nos estamos acercando al sujeto. En cambio, con el zoom, el fondo se desenfoca, obtenemos poca profundidad de campo y el sujeto u objeto se deforma. 

Obviamente, realizar un zoom es más sencillo y económico que un travelling, ya que no se necesita una base con ruedas y unos railes. Aunque siempre hay alternativas económicas e imaginativas, como por ejemplo utilizar un monopatín.

Lo más importante, antes de profundizar en el efecto vértigo, es que tengas claro que existen dos tipos de movimientos de cámara; los movimientos de cámara físicos y los movimientos de cámara ópticos. 

 

Efecto Vértigo o Dolly Zoom   

Ahora que ya tienes clara la diferencia entre zoom y travelling es el momento de explicar como se realiza el Efecto vértigo o Dolly Zoom.

En el cine existen muchos tipos de movimientos de cámara y todos ellos sirven para aportar valor narrativo al lenguaje cinematográfico. Cada encuadre o tipo de plano se selecciona cuidadosamente con el objetivo de generar emociones en el espectador y que este entienda las circunstancias que rodean a los personajes. En pocas palabras; nos hacen sentir que formamos parte de la acción.

Entre la infinidad de tipos de movimientos de cámara nos encontramos con el efecto vértigo, un recurso que trata de trasladar al espectador una sensación de inestabilidad o de mareo y que se utiliza, habitualmente, cuando un personaje se encuentra ante una situación de alerta, pánico o, evidentemente, está sufriendo vértigo. También suele utilizarse cuando un personaje se percata de algo importante, algo que puede cambiar el transcurso de la historia por completo. La intención es trasmitir al espectador lo que el personaje está sintiendo en ese preciso momento.

Existen dos variantes; con el desplazamiento de la cámara hacia delante y zoom out para compensar, logramos ver mayor cantidad de paisaje o fondo y por lo tanto obtenemos la sensación de pánico y vértigo y, viceversa, si hacemos travelling hacia atrás y zoom in, obtendremos el estrechamiento del fondo y por lo tanto sensación de claustrofobia.

Si en el encuadre no tenemos un sujeto u objeto que filmar, con el efecto vértigo obtendremos la sensación de que el fondo se expande o se contrae.  

 

¿Cómo se realiza el Efecto Vértigo?

Veamos ahora cómo se realiza el efecto vértigo. 

Como ya hemos mencionado, el efecto vértigo consiste en combinar un zoom hacia atrás con un travelling hacia delante, o a la inversa, un zoom hacia delante con un travelling hacia atrás. 

Al compensarse ambos efectos, el objeto principal mantiene el mismo tamaño en el encuadre y solamente cambia la perspectiva con la que se ve el fondo. Así logramos una distorsión que es la que trasmite la sensación de vértigo o malestar.

En el cine, el efecto vértigo se consigue montando la cámara sobre una plataforma con ruedas llamada Dolly. Esta se coloca sobre unos railes para realizar movimientos fluidos y estables. 

Si quieres lograr este efecto de forma casera, solo necesitas una cámara de video y un monopatín o skate

Pero… ¿Cómo se hace el efecto vértigo?

Primero, debes colocar tu cámara sobre un monopatín o algún artilugio con ruedas. Después, sitúas al objeto o persona que quieres filmar en el centro del encuadre de tu cámara. A continuación, mientras grabas te vas alejando poco a poco a la vez que haces zoom in para mantener la proporción del sujeto u objeto. Obviamente puedes hacer el efecto a la inversa, acercándote físicamente al sujeto y alejando el zoom.

En tu grabación podrás observar como el fondo se contrae o se expande poco a poco y se desenfoca. ¡Ya tienes tu efecto vértigo casero! 

Si no tienes un monopatín a mano, no te preocupes, trata de alejarte del objeto manteniendo la mayor estabilización posible. Si tienes buen pulso lograrás un resultado aceptable. Además, hoy en día casi todas las cámaras llevan incorporado un sistema de estabilización de imagen. 

Si el resultado no te convence, porque el zoom de tu cámara no es lo suficientemente preciso o suave, tienes otra alternativa; crear el efecto vértigo aplicando en postproducción un zoom digital con la ayuda de un editor de video. 

En este caso solo tienes que grabar desplazándote hacia delante o hacia atrás y posteriormente, durante la postproducción, aplicar el zoom. En tu programa de edición debes mantener la persona u objeto en la misma posición y escala, tanto al inicio como al final de la grabación. Esto se consigue por medio de keyframes o fotogramas clave. 

En la red puedes encontrar muchos tutoriales que te ayudarán a realizar el efecto vértigo con un editor de video. Te recomendamos que grabes a resolución 4K para no perder calidad al aplicar zoom.  

 

Ejemplos de Efecto Vértigo en el cine  

Ahora que ya sabes en qué consiste el efecto vértigo, y cómo se realiza, es el momento de ver algunos ejemplos en la gran pantalla.

A pesar de que se suele decir que Alfred Hitchcock fue el primer director en utilizar este recurso en la película Vértigo (1958), lo cierto es que 10 años antes el director japonés Akira Kurosawa ya había experimentado con el efecto vértigo en el film El perro rabioso (1949).

En la película de Kurosawa puedes ver el efecto en el minuto 114, cuando los protagonistas del film se encuentran cara a cara en la estación de tren.

No obstante, Hitchcock lo llevó a su terreno logrando trasladar al espectador la sensación de vértigo que el actor James Stewart sufre por su temor a las alturas. Puedes apreciar el efecto en el minuto 2:05 y en el 2:15 del siguiente fragmento de la película.

El efecto vértigo se llama así porque Alfred Hitchcock lo usó precisamente para generar esa sensación, conocida también como acrofobia.

Pero dejando a un lado quien fue el primero en utilizar el efecto vértigo en el cine, la película que realmente supuso un antes y un después para este interesante recurso fue Tiburón (1975) de Steven Spielberg. 

El plano en el que se ve como el jefe de policía, interpretado por Roy Scheider, observa desde la playa uno de los ataques del enorme escualo, trasmite a la perfección la sensación de pánico del personaje y el peligro que acecha a los habitantes de Amity Island.

Puedes apreciar el efecto en el minuto 0:43.

Con posterioridad, han sido muchos los directores que se han atrevido a incorporar el efecto vértigo a sus filmes.  Uno de nuestros planos favoritos pertenece al film Pulp Fiction (1994) de Quentin Tarantino, donde Mia (Uma Thurman) sufre una sobredosis de heroína. 

A pesar de ser un primer plano del rostro de Mia, se aprecia con claridad como el fondo se estrecha. El efecto vértigo trasmite de forma magistral la sensación de mareo previo al desmayo del personaje.

En los siguientes videos podrás entender claramente el efecto con la ayuda de algunas de las escenas más emblemáticas del cine.

 

Si tienes un drone con cámara, con el efecto vértigo puedes hacer grabaciones tan increíbles como estas:

 

Llegamos al final de este artículo especializado en el efecto vértigo, esperamos que te haya quedado claro en qué consiste, un recurso muy utilizado en el cine para transmitir diferentes sensaciones en el espectador.

Como siempre, solo nos queda recordarte que 35 mm te ofrece un completo catálogo de cursos relacionados con el sector audiovisual. Si quieres dominar las técnicas más utilizadas en el cine, incluido el efecto vértigo, esta es tu oportunidad. 

 

Curso de edición de video de 35mm

En Treintaycinco mm tenemos la preparación que necesitas para convertirte en un auténtico profesional de la edición y postproducción de vídeo.

Con nuestro curso semipresencial, disfrutarás componiendo historias y guiando las emociones del espectador. Podrás dar forma a películas, series, documentales, spots o cualquier tipo de producción audiovisual.

Y si además de dotar de sentido a las piezas, quieres generar la postproducción del producto final, con los conocimientos que adquirirás en el software After Effects estarás preparado para editar obras audiovisuales de principio a fin e incorporar increíbles efectos especiales.

Además, ahora 35 mm también cuenta con un curso de realización audiovisual, donde aprenderás a coordinar aspectos técnicos, trasladar contenidos de guion a imagen, a establecer  la colocación de cámaras, presentadores, actores… Decidir el orden de los planos y las secuencias.

 

Tenemos más información sobre nuestro

Curso de Edición y Postproducción de Vídeo

Fuera de guion

Descubre toda la actualidad de la industria audiovisual a golpe de clic

cuantos-oscars-gano-rocky-35MM

Si has llegado hasta aquí es porque te estás preguntando cuantos Premios Óscar ganó Rocky, una película, escrita y protagonizada

Leer más
ariadna bonilla

El Curso de Edición y Postproducción de vídeo de la escuela de los talent makers le abrió las puertas al mercado laboral a esta alumna.

Leer más
Tipos efectos especiales

¿Te interesa el mundo de la edición? ¿Eres un apasionado de los efectos especiales? Si es así, ha llegado el

Leer más